¡Mexicanos al grito de guerra… A punta de “trompadas”!

  • Los seleccionados mexicanos ¿Víctimas de su propio temperamento?
  • Los orígenes de los traumas del ciudadano mexicano ¿Quién tiene la culpa?
  • ¿Qué es ser mexicano? ¿Cuándo nacimos los mexicanos?
  • Conclusión

Los seleccionados mexicanos ¿Víctimas de su propio temperamento?

Después de otra presentación de la selección Mexicana en el mundial, es difícil calificar si fue un fracaso de los muchachos, de la directiva, de la FIFA o de México como nación…

Permítame tratar de explicarme:

Sería injusto decir tenemos una selección que fracasó, sería injusto para los jugadores que le echaron “los kilos” o si el entrenador se equivocó: En el recuento final, lo que debemos de recordar es el pundonor de los jugadores que le pusieron ganas, a todos sin excepción, no dejemos a nadie de lado.

El Chicharito Hernández metió dos goles de muy buena calidad, que digo de muy buena calidad, fueron dos hermosos goles, hicieron gritar desde lo más profundo de las entrañas a todos los mexicanos, hicieron soñar a mas de 120 millones de Mexicanos diseminados por el mundo.

El resto de los jugadores también se hicieron presentes unos mas otros menos. Osorio cometió un error, a mi manera de ver, le ganó el nerviosismo, el árbitro, la presión… Alguien dirá con justa razón… Que para esos les pagan… Que les pagan muy bien… Pero, ¡Son humanos!… ¡Tienen derecho a equivocarse!…

Los orígenes de los traumas del ciudadano mexicano ¿Quién tiene la culpa?

Los mexicanos debemos de hacernos un análisis profundo de nuestro sentir, quizá un psicólogo podría ayudarnos; según una nota del diario El Universal, uno de cada 5 Mexicanos padecemos de al menos un trastorno mental durante nuestra vida. Tratemos de descubrir porque en situaciones de extrema presión la mayoría de las veces fracasamos… ¿Porqué se “arrugan” los jugadores ante una situación en donde estamos frente a una situación complicada?…

En el deporte, mas en el futbol, son once contra once, las circunstancias son iguales, a diferencia de otros deportes en México, los jugadores de futbol son gente privilegiada, ganan mucho dinero, tienen acceso a las mejores instalaciones de entrenamiento, tienen muy buenos instructores; nutricionistas, psicólogos, etc.

Según algunos psicólogos, el comportamiento de los jugadores en la cancha no es atípico en la mentalidad del mexicano, desde el ciudadano común hasta el profesional.

Nos sucede a la gran mayoría de los mexicanos, lo traemos en los genes de generación en generación lo hemos heredado y se lo transmitimos a nuestros hijos. Es una herencia de los antiguos opresores, los españoles según algunos psicoanalistas, desde tiempo de la colonia… A los indígenas se les obligaba a contestarle “al amo”… – mande usted.

Se cuenta que cuando “el amo” hacía un ademán con la mano, los indígenas subyugados saltaban asustados porque creían que iban a recibir un golpe…A los mestizos se les trataba de forma similar a los indígenas, solo por el hecho de ser el producto de un padre blanco y una madre indígena, muchas veces sometida, ultrajada y violada, de ahí el origen del porqué la peor ofensa para un mexicano es que le “mienten” a su madre.

Los criollos, también recibieron su porción de humillación en la nueva España, no tenían los derechos que los que habían nacido en la península ibérica; por lo tanto, fueron relegados, sometidos y condenados a ser ciudadanos de segunda clase, con privilegios limitados.

Esta no es una clase de historia, por eso me limito a mencionar esos aspectos a grandes rasgos. Los mexicanos somos apasionados, recelosos, hospitalarios, fiesteros, pachangueros, y muchas otras cosas más…

Somos capaces de sacar a relucir nuestros más bajos instintos, nuestras más bajas pasiones cuando no encontramos en un delirio total; podemos estar en una fiesta tomando unas cervezas, unos licores, escuchado la música que nos gusta, discutiendo un tópico cualquiera; pero, en cuanto estamos en desacuerdo salen a relucir esas bajas pasiones y las llevamos al extremo, terminamos liados a golpes, nos matamos a balazos, lo mínimo que nos puede pasar es que nos dejamos de hablar para siempre; no importa que sepamos en lo mas recóndito de nuestro corazón que estamos equivocados, es muy poco probable que lo aceptemos y pidamos perdón por nuestras acciones.

¿Qué es ser mexicano? ¿Cuándo nacimos los mexicanos?

Es muy complicado ser mexicano, la gran mayoría no entendemos que es ser mexicano y desconocemos el origen de nosotros mismos… La televisión nos decía en el sexenio de Carlos Salinas de Gortari que teníamos 300 siglos de existencia. Hoy bajo el sexenio de Felipe Calderón Hinojosa nos dicen que en septiembre del 2010 cumplimos 200 años.

¡Según mis cuentas!… La nación mexicana no cumpliría 200 años hasta el 27 de septiembre del 2021, porque según wikipedia, La independencia de México se consumó el 27 de septiembre de 1821.

La gente común no sabe y no entiende… Lo curioso es que muchos mexicanos creen que los verdaderos mexicanos son los indígenas, cuando esto no es cierto… Es más, algunos creen erróneamente que por ser blancos y de ojos claros no son mexicanos de origen sino por adopción, estos son los menos claro; esto lo afirmo porque yo personalmente tuve en algún momento una discusión con alguien al respecto, puesto que esta fémina, me aseguraba, que ella había nacido en México pero que en realidad era española [por respeto evité reírme, ni me lié a golpes ni a balazos]… Lo más triste es que esta persona, ni siquiera sabe dónde queda España… No lo pudo encontrar en un globo terráqueo que le mostré, ella y su familia habían nacido en México, en un estado del norte del país, el cual me abstengo de nombrar para evitar el bochorno de los habitantes de este estado de México.

Los mexicanos, somos un pueblo bronco, agreste; somos muy buenas personas por las buenas… Pero muy hostiles por las malas… Don Jesús Reyes Heroles, notable priista mexicano fallecido en 1985, se refirió a un “México bronco dormido”, un “México bronco” que despierta en situaciones extremas, por eso terminamos agarrándonos a balazos, con las personas equivocadas, las razones que no son y en los momentos erróneos.

No sabemos controlar ese “México bronco”, no sabemos cómo sacar ese espíritu en los momentos adecuados y en las situaciones correctas, por eso es que cuando salen a relucir las bajas pasiones lo hacemos mal y de malas, el viejo adagio “el que se enoja pierde” tal parece que lo escribieron pensando en nosotros. En el mundial de Corea y Japón 2002, perdimos en la segunda ronda 0 – 2 con EEUU y nuestros jugadores, empezando con Rafa Márquez, se enojaron por el simple hecho de ir perdiendo.

Este mundial no fue la excepción le regalan un gol a Argentina, en lugar de recomponer el partido, a Rafa Márquez, el capitán, es amonestado por agresión, acto seguido, presa de los nervios Osorio comete un error gravísimo, le cuesta un gol a la selección del cual ya no hay recuperación. Sin afán de justificar, ese tipo de comportamiento de los jugadores en el campo de juego y fuera del mismo; los insultos de un agregado del gobierno de México en un palco, agrediendo al Guille, insultando a la esposa (del Guille Franco), es el reflejo de lo que somos como sociedad.

Conclusión

No se les puede justificar a los jugadores el haber fracasado, independientemente del árbitro, no se le puede justificar al funcionario que agredió a la esposa de Guillermo Franco, mis felicitaciones al hermano de Cuauhtémoc Blanco que salió en su defensa, ni a los que en una reunión de amigos terminan agarrándose a balazos, machetazos o a trompadas… No, a nadie se le debe de justificar… Pero, ¿Quien tiene la culpa?

Debemos de replantearnos todos juntos, remontarnos a nuestros orígenes, escarbar en nuestro árbol genealógico, sacar esos traumas del pasado que traemos en los genes, cavar una tumba y sepultar todo lo que nos daña.

Una vez que lo hayamos logrado seremos un mejor pueblo, seremos mejores mexicanos, descifraremos la maraña del verdadero sentimiento del mexicano, no importa cuando hayamos nacido como nación, si fue como digo yo, hace 189 años, o como dice la tele hace 200 años, o como decía la tele hace 300 siglos.

Cortesia; El Blog de kEwA: Masiosare

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s