El asesinato de inocentes – Rabia e impotencia

La guerra del narco cobra vidas inocentes en Pánuco, Veracruz México

By: Sapitoro

23 de diciembre de 2011

Hace algunos años leí en un reportaje, no recuerdo la edición,la memoria no me da para tanto, así que no recuerdo, ni el año, ni la fecha de publicación. En este artículo se recogían declaraciones de los asesinos a sueldo, hoy conocidos como sicarios, de los hermanos Arellano Félix del cartel de Tijuana.

En esta declaración tomada de estos asesinos sin entrañas, recuerdo el relato de uno de ellos; palabras más palabras menos, el tipejo decía que en días de ocio, después de una noche de parranda y excesos, tanto de drogas de diferente índole así como de bebidas etílicas entre otras cosas; aburridos de no hacer nada, uno de ellos se levantaba y decía que estaba hasta la madre, que porque no salían a ver a quien mataban y salían a buscar a sus enemigos y al no encontrarlos, mataban al primero que se les antojaba.

Lo anterior me vino a la mente después de que la noticia de que asesinos sin entrañas atacaron a tres autobuses de los conocidos como “foráneos” en Pánuco Veracruz, asesinando a 11 civiles inocentes, que su único pecado fue viajar en estos fatídicos transportes de público.

Eventualmente después de organizar una batida por medio de la SEDENA, La Marina y la policía estatal; los marinos los encontraron y los enfrentaron matándolos a todos, la nota aquí MENA FN

No se si deba de alegrarme el hecho de que la secretaría de marina por medio de su vocero anunció que un grupo de valientes marinos localizó al grupo de malditos y al enfrentarse a balazos, mataron (justicia divina) a los cinco.

Esto quizá no debo de escribirlo en este momento en que mi cerebro es un caos, mi corazón y vísceras arden de rabia al imaginarme a esos niños o niñas y mujeres que cayeron bajo las balas de un grupo de engendros que no merecen vivir…………………………………………………

Para tratar de curar un poco mi bilis, cierro con un chistecito tierno, – Entra corriendo un ratoncito a un elevador, el elevadorista le pregunta ¿Qué piso? El ratoncito le contesta – ¡Mi colita! ………………………………………………………………………………………………………………………………………………

Descansen en paz las miles de víctimas inocentes de esta guerra injusta que un grupo de hombres ambiciosos llevan a cabo en la nación mexicana y que un gobierno inepto no ha sabido controlar. +

Otra nota aquí en Prensa Latina

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Editorial. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s